Beneficios físicos, mentales y emocionales

YOGA PARA EMBARAZADAS

El embarazo es una de las etapas más bellas y esperadas para muchas mujeres que quieren ser mamás. Durante este proceso transformador, las futuras mamás experimentan cambios físicos, hormonales, emocionales y psicológicos.

La práctica de yoga durante el embarazo es un excelente acompañamiento físico y mental en el proceso de gestación ya que ayuda a la mamá a conectar consigo misma y con su bebé, entender el proceso de cambio, trabajar con su cuerpo para sentirse más ágil y fuerte, y beneficiar de todo ello al bebé.

En las clases de yoga prenatal, se tiene muy en cuenta el mes de gestación, ya que cada trimestre requiere de unas necesidades, atenciones y precauciones. Cuidando a la mamá en todo momento, atendiendo posibles malestares y dolencias.

Beneficios físicos, mentales y emocionales:

Refuerza la postura y fortalece la columna además de caderas, piernas y brazos.

Ejercita el útero para fortalecerlo y hacer que funcione adecuadamente.

Favorece la tonicidad y agilidad muscular conservando la elasticidad.

Disminuye tensiones musculares y oxigena el cuerpo a través de la respiración, favoreciendo la circulación de la sangre.

Favorece al equilibrio hormonal y endocrino y regula la presión arterial.

Controla la respiración evitando la ansiedad

Relaja la mente y la mantiene tranquila y equilibrada

Mejora los procesos digestivos y favorece al sueño.

Las asanas mejoran el proceso de dilatación durante las diferentes etapas favoreciendo el descenso del bebé y su colocación para el parto.

La meditación, los mantras, la respiración y la relajación facilita la conexión con tu esencia y el proceso que estás viviendo, aportando energía, tranquilidad y conciencia..

Crea un vínculo emocional y de comunicación con tu bebé desde que está en el vientre, siendo muy importante para la futura relación con tu hijo o hija a través de su crecimiento y desarrollo.

Política de Cookies

Política de Privacidad

Aviso Legal